resonancias.org

Revista literaria y artistica latinoamericana, revue litteraire latino-americaine

Breve
07 01 2017
Ricardo Piglia: adiós a un escritor de vanguardia que supo escribir para todos

Si esta fuera una de sus novelas, la palabra "fin" no querría decir mucho: Emilio Renzi, su protagonista fetiche y alter ego, reaparecería puntual en otro libro con Mar del Plata, Nueva Jersey o algún pueblo de la provincia de Buenos Aires por paisaje, listo para trajinar redacciones, deducir el próximo enigma -en búsqueda de sentidos que siempre trascienden el policial- o para enamorarse de la primera pelirroja que se le cruzara en esa nueva ficción. Pero la muerte peca de literal y no admite negociaciones ni siquiera con escritores imprescindibles: ayer a las 4 y media de la tarde murió Ricardo Piglia, uno de los autores decisivos de la literatura contemporánea en español. Tenía 75 años. “No sufrió. Se levantó, se sintió mal y murió de un infarto”, contó Luis, un amigo que lo acompañaba en su casa en ese momento. El narrador padecía desde 2014 esclerosis lateral amiotrófica (ELA), una enfermedad neuromuscular progresiva que lo privó paulatinamente del control del propio cuerpo. Sus restos serán velados hasta las 13.
(...)
Narrador, editor, crítico literario y ensayista de prestigio internacional, Piglia había nacido en Adrogué en 1940. Estudió Historia en La Plata y enseñó literatura latinoamericana en las universidades de Harvard y Princeton durante 20 años. Recibió, entre otros, los premios Formentor (España, 2015), Rómulo Gallegos (Venezuela, 2011) e Iberoamericano de Letras José Donoso (Chile, 2005) . En 2011, ya jubilado como docente, volvió a Buenos Aires. El diagnóstico de ELA (la misma enfermedad que sufrió Roberto Fontanarrosa), se hizo público en abril de 2015 cuando Editorial De La Flor difundió por Twitter a raíz de su caso una convocatoria para juntar firmas que permitieran acelerar la aprobación en los EE.UU. del uso de Genervon GM604, un medicamento todavía en experimentación. “La enfermedad me ha hecho descubrir la experiencia de la injusticia absoluta. ¿Por qué a mí?, se pregunta uno, y cualquier respuesta es ridícula. La injusticia en estado puro nos hace rebelarnos y persistir en la lucha” , declaró entonces. Su trinchera fue la literatura.

(Extractos del homenaje de Raquel Garzón, publicado el 6/01/2017 en el diario Clarín de Buenos Aires).